OBJETIVO EXTERNO VS. NECESIDAD INTERNA

PRIMEROS PASOS AL ARMAR MI ESTRUCTURA

Si en mi anterior entrega intenté conectar la premisa moral con un tema central para comenzar a hilvanar el argumento a partir de ambas, hoy me dispongo a conectar todo ello con la evolución de mi personaje principal.

Las horas se hacen largas intentando establecer el objetivo externo y la necesidad interna... ¡Pero siempre hay café!

Las horas se hacen largas intentando establecer los objetivos externos e internos …Pero siempre hay café!

 

 

Para mí son las necesidades del protagonista las que deben, en última instancia, definir el curso de la historia. Siempre me esfuerzo porque estas necesidades sean las que marquen las decisiones dramáticas importantes en la trama, de forma que la evolución del héroe se entrelace con la del argumento en todos y cada uno de los momentos cruciales de la historia.

Así que, para ello, me vuelvo de nuevo hacia la premisa moral que he elegido y, a partir de ella, desgrano una necesidad interna (o subconsciente) para el personaje principal, la cual marcará su evolución a lo largo de la historia (arco de transformación del personaje).

Tras ello, establezco un objetivo externo (o consciente), que viene a ser lo que el personaje dice querer conseguir (ejemplos: salvar a la ciudad de las garras del villano, conquistar la cima del Everest, matar al tiburón, etc.) y que marcará la evolución del argumento.

En este sentido, elegir los obstáculos a los que mi protagonista se deberá enfrentar para conseguir su objetivo externo es la parte más fácil de la estructura. Lo difícil llega cuando, además, se intenta conectar todo ello con su necesidad interna, subconsciente, ya que ni el propio protagonista es consciente de su “problema” interno.

De forma que, hasta que el protagonista no supere su problema (o falta) y se produzca su transformación interna, no estará realmente en posición de alcanzar su objetivo en el mundo exterior. ¡Qué lío!, ¿verdad? Todo un reto…

Sin embargo, es realmente cuando aclaro en mi cabeza todos estos elementos dramáticos cuando… ¡zas!, el esqueleto de la historia comienza a dibujarse y cobrar sentido.

A tal efecto, suelo seguir el esquema que propone Dara Marks en su libro Inside Story. Me resulta tremendamente visual, claro y preciso. Se asemeja a un arbolito de Navidad:

 

   TEMA CENTRAL

Poder

       PUNTO DE VISTA

Intentar controlar las fuerzas sobrenaturales lleva a la destrucción

              TRAMA PRINCIPAL                                                                                  SUBTRAMA

                       (objetivo externo)                                                                                     (necesidad interna)

                     Teresa quiere detener las actuaciones                                              Tiene que reconectar con su don de

                      del grupo de investigadores                                                               clarividencia si quiere salvar al grupo

 

La historia comienza a tener forma. El siguiente paso es establecer los obstáculos con los que se topará Teresa y perfilar el problema interno subconsciente que se interpone constantemente en su camino. Pero eso será ya en la siguiente entrega…